Saltear al contenido principal

Mis padres Damián Cabandié y Alicia Alfonsín fueron militantes en los 70. Damián fue secuestrado a los 19 el 23 de noviembre del 77 por la dictadura cívico-militar.

Alicia fue secuestrada horas después.

Ella estaba embarazada de mi, por lo que fue llevada a la ESMA, donde llevaban a las detenidas embarazadas para dar a luz y luego robar sus bebés.  Hoy mis padres siguen desaparecidos.

Nací en la ESMA a mediados de Marzo de 1978, pero conocí mi verdadera identidad y mi historia y la de mis padres gracias a las Abuelas de Plaza de Mayo en 2004.

Volver arriba